Libros de recuerdos personalizados

Uno de los trabajos más de moda en el tema de las manualidades es el que tiene que ver con crear libros de recuerdo con fotografías y texto para regalar con ocasión de una boda, un aniversario o incluso un cumpleaños.

Para crear estos libros se pueden utilizar diferentes materiales, como trozos de tela, cinta personalizada, fotografías, cartulinas, troqueladores y todo lo que te imagines para crear libros originales y sorprendentes.

Una de las técnicas más de moda para crear libros y postales personalizadas es el scrapbooking. Se trata de una manualidad muy entretenida que pueden hacer mayores y pequeños, en ocasiones juntos. Para el scrapping se utilizan diversas técnicas, algunas tan básicas como el corta y pega. Se trata de recortar una imagen que nos gusta de una revista o de una fotografía y pegarla en otro lugar para conseguir un bonito efecto.

También se utilizan plantillas para dibujar. Se trata de creaciones muy sencillas, ya que solo hay que rellenar de color el interior de la plantilla para que el dibujo quede en un papel. Como siempre va a resultar idéntico se puede hacer en toda una hoja creando un papel decorado único y personal.

Una técnica intermedia entre estas dos es la de troquelar. La troqueladora nos permite cortar papeles con una misma forma determinada, por ejemplo, flores, que podemos usar para pegar en las hojas del álbum que estemos creando.

Además de estas técnicas básicas y muy sencillas existen otras como los repujados o quitar bocados a las hojas con máquinas que dan diferentes formas. Incluso se pueden formar ojales para pasar cintas de colores logrando, por ejemplo, un efecto puntilla. En el caso de un libro de recuerdos cada página se puede crear con técnicas diferentes creando bonitos efectos.

Combinando diferentes técnicas se pueden lograr efectos como el de tres dimensiones, que resulta bastante impresionante y que siempre queda muy bien en la portada de un libro, en una bolsa de regalo o como parte de una tarjeta de felicitación especial.

En la mayoría de las ciudades hay talleres para aprender esta técnica, aunque también es fácil hacerlo siguiendo los tutoriales que se pueden encontrar en Internet. Estas manualidades permiten la creación de regalos muy especiales y personales y también realizar bonitos trabajos junto con los niños, que disfrutan mucho con estos trabajos que les permiten echar a volar su imaginación.